Novedades sobre el Plan de igualdad y registro salarial en las empresas

En primer lugar, la nueva norma rebaja de doscientos cincuenta a cincuenta el umbral de trabajadores a partir del cual las empresas estarán obligadas a elaborar y aplicar un Plan de igualdad. El Plan, deberá adoptarse a partir del diagnóstico de situación elaborado por la Comisión Negociadora del Plan de Igualdad, que deberá estudiar la contratación, clasificación profesional, formación, promoción profesional, condiciones de trabajo, ejercicio corresponsable de los derechos de la vida personal, familiar y laboral, infrarrepresentación femenina, retribuciones, prevención del acoso sexual y por razón de sexo.

Aprobado el plan, la empresa estará obligada a registrarlo en el Registro de Planes de Igualdad de las Empresas.

En segundo lugar, el Real Decreto Legislativo introduce en nuestro ordenamiento el concepto de “trabajo de igual valor”, que atiende a las funciones encomendadas del puesto, formación requerida, desempeño del trabajador y condiciones en que se desarrolla el trabajo.

A partir de estos parámetros, establece la nueva norma, la empresa deberá estudiar las percepciones salariales de los trabajadores de la empresa, elaborando un registro con los valores salariales medios por sexo y distribuidos por grupos profesionales, categorías profesionales o puestos de trabajo equivalentes.

Finalmente, las empresas de al menos cincuenta trabajadores en las que el promedio de las retribuciones de un sexo sea superior a los del otro en un 25%, o más, deberán incluir en el registro una justificación de que la diferencia no está vinculada con el sexo del trabajador.

También te puede interesar:

LABE Newsletter

Nuestra newsletter, redactada por los profesionales de LABE Abogados, te mantendrá al día sobre la actualidad jurídica de España e internacional.

Si quieres empezar a recibir nuestras alertas completa el siguiente formulario.

DATOS DE CONTACTO