Derecho de la Competencia

Abogados especialistas en Derecho de la Competencia

Abogados mercantiles Competencia

Asesoramiento a nivel general de defensa de la competencia española y de la Unión Europea.


Procedimientos judiciales y administrativos en prácticas colusorias o abuso de posición de dominio.

Por una parte, recurso ante el Tribunal de Primera Instancia y el Tribunal de Justicia de la Unión Europea. Por la otra parte, recursos contencioso-administrativos ante los tribunales nacionales.

Asesoramiento a nuestros clientes empresarios en aspectos competenciales de sectores regulados, libre circulación de bienes, servicios, personas y capitales.

Representación de nuestros clientes bien del ámbito público o privado ante la Comisión Europea por quejas o por infracción del derecho europeo.

Asuntos de Comercio Internacional. Regulación y aplicación de las normas de la OMC, especialidades del antidumping, regímenes aduaneros e instrumentos de política comercial.

El derecho de la competencia es la rama del derecho encargada de promover la competencia y garantizar que las relaciones comerciales se efectúen sin distorsiones en el mercado, evitando las prácticas anticompetitivas, tales como la fijación de precios o la creación de monopolios.

El derecho de la competencia vela por una competencia saludable. Prohíbe acuerdos anticompetitivos entre las empresas, como pactos para dividir el mercado o fijar precios, e invalida aquellos negocios que persigan abusar de su posición dominante.

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia es el organismo encargado de la aplicación del derecho de la competencia. Posee personalidad jurídica propia y depende del Parlamento en su funcionamiento. Asimismo, tiene la facultad de incoar y dictar resoluciones.

El derecho de la competencia aparece reconocido en el artículo 38 de la Constitución española. El Derecho comunitario también aboga por la defensa de la competencia en los artículos 101 y 102 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea.
Mientras que el artículo 101 prohíbe los acuerdos anticompetitivos entre dos o más operadores del mercado, el 102 prohíbe el comportamiento abusivo de las compañías que se benefician de una posición dominante en el mercado.

El derecho de la competencia es fundamental para que se garantice el libre mercado. Es por eso que suele aplicarse en países que se rigen por economías de mercado, puesto que estos países existe libertad para asentar los negocios. Ello explica que se haga necesaria la presencia del Estado, en algunos casos, para evitar que se produzcan abusos.

Despacho de abogados mercantiles en Madrid

Desde LABE te ayudamos a solventar todas tus dudas en Derecho de la Competencia a fin de que cumplas con la normativa existente. Es necesario cumplir con los estándares, pues ello te ahorrará el pago de cuantiosas multas. Tanto si buscas asesoramiento, como representación, estaremos encantados de ayudarte.

Derecho de la Competencia

Con la aprobación de la Ley 15/2007, de 3 de julio, de Defensa de la Competencia, se procedió a la sustitución de un sistema de autorización de acuerdos a un sistema de autoevaluación de prácticas restrictivas, con lo que la responsabilidad pasó a ser estrictamente individual. En Labe disponemos de asesores y expertos que te ayudarán a cumplir con las normas de defensa de la competencia. Y no solo eso, también te representamos ante órganos y tribunales nacionales y comunitarios.

Prácticas restrictivas de la competencia

Colusión

Acuerdo entre dos o más operadores del mercado para limitar la competencia, bien sea mediante la fijación de precios, bien sea mediante el reparto del mercado, lo que repercute negativamente en terceros no intervinientes en el acuerdo.

Abuso de posición dominante

Acto mediante el cual una empresa con dominio en el mercado se beneficia de su estatus para restringir a los competidores. Lo que se castiga no es la posición de dominio, sino el abuso de dicha posición.

Falseamiento de la libre competencia por actos desleales

Utilización de conductas prohibidas para llevar a cabo prácticas colusorias, esto es, actos cuyo objetivo es impedir, falsear o restringir la competencia. Dichos actos pueden ser:

Actos de confusión que pueden inducir al consumidor a error sobre la procedencia del producto, pudiendo asociarlo con otro análogo.

Actos de engaño mediante la utilización de indicaciones incorrectas o la omisión de información o cualquier práctica similar que pueda llevar a equívocos sobre la naturaleza del producto, modo de fabricación, personas a las que se dirige…

Obsequios, primas y suplementos que obliguen al consumidor a contratar la prestación.

Actos de denigración que tengan por objeto menoscabar la reputación de un participante en el mercado, salvo que sean exactas o verdaderas.

Actos de comparación pública de la actividad que comparan públicamente los servicios o prestaciones propias con las de un tercero, cuando se refiera a aspectos que no sean comprobables, ni relevantes.

Actos de imitación que lleven a la asociación de la prestación o permitan un aprovechamiento indebido del esfuerzo ajeno. La inevitabilidad del riesgo de imitación exime de deslealtad. La práctica sistemática de actos de imitación que tenga como fin impedir su afianzamiento en el mercado tendrá la consideración de desleal cuando no pueda justificarse por la respuesta natural del mercado.

Explotación de la reputación ajena: se basa en el aprovechamiento indebido de la reputación comercial o industrial atesorada por otro sujeto. Será desleal el uso de denominaciones o signos distintivos falsos.
Actos de violación de secretos empresariales.
Actos de inducción a trabajadores, clientes u otros obligados a infringir los deberes contraídos.

Aunque la lista es más larga, en general se reputará desleal todo acto que vaya en contra de las exigencias de buena fe.

La colusión y el abuso de posición dominante, también llamados ilícitos antitrust, están regulados en los artículos 1 y 2 de la Ley 15/2007 de Defensa de la Competencia, y beben directamente en su origen de los artículos 101 y 102 del TFUE, aunque difieren en el ámbito de aplicación, pues solo se activan si la conducta afecta a la competencia del mercado español.

Conductas exentas

Las prohibiciones sobre conductas colusorias y abuso de posición de dominio no se aplicarán a las conductas que sean resultado de la aplicación de una ley, al amparo del artículo 4 de la Ley 15/2007 de Defensa de la Competencia.

Tampoco se aplicarán las prohibiciones a aquellas conductas que por su escasa importancia no puedan afectar de manera significativa a la competencia.

Para terminar, la CNMC podrá declarar de oficio, cuando así lo requiera el interés público, y previo informe del Consejo de Defensa de la Competencia, que la prohibición de conductas colusorias (artículo 1) no sea aplicable a un acuerdo o decisión, bien porque no se reúnan las condiciones del apartado 1 o del apartado 3. Por interés público también se podría declarar inaplicable una situación de abuso de dominio.

Diferencia entre competencia desleal y prácticas anticompetitivas

Competencia desleal

Aunque a priori pueden parecer términos intercambiables entre sí, lo cierto es que hay notables diferencias. La competencia desleal se prohíbe para garantizar la lealtad comercial y perjudica a comerciantes particulares, por lo que se regula por el Derecho Privado.

Las conductas desleales se sustanciarán por los cauces del procedimiento administrativo, terminando con una indemnización a favor del empresario afectado.

Prácticas anticompetitivas

Las prácticas anticompetitivas se restringen con el fin de proteger la competencia, ya que distorsionan el mercado. Dado que llegan a perjudicar al mercado en su conjunto, su normativa está contenida en el Código de Comercio, un cuerpo del Derecho Mercantil, y los actos anticompetitivos se sustanciarán por los trámites de un proceso jurisdiccional, previa demanda  ante la Autoridad de Fiscalización de Empresas (AEMP).

las prácticas anticompetitivas obligarán al pago de una multa cuyo beneficiario será el Estado.

Ejemplos de incumplimiento del derecho de la competencia

La Comisión Europea abrió investigaciones para determinar si Google, Amazon y Microsoft abusaban de su posición dominante. En el caso de Amazon, se pretendía esclarecer si Amazon aprovechaba los datos recogidos de las empresas que ofertaba productos en su plataforma para posicionarse en mejor lugar y limitar la competencia.

En opinión de la Comisión, Amazon estaba actuando tanto como vendedor como plataforma para ofertar productos de terceros, lo que se traducía en que tenía acceso a información sobre las transacciones y la actividad de otros vendedores que le otorgaba una gran ventaja competitiva.

Algo similar le sucedió a Google por abuso de posición dominante en Google Adsence, al impedir la entrada de terceros en el mercado de los anuncios en línea. Microsoft también se enfrentó a una multa hace años por empaquetar su reproductor Windows Media Player en su sistema operativo, dificultando a otros proveedores de reproductores media competir.

Aunque estas son algunos de los casos más conocidos, lo cierto es que estos gigantes tecnológicos se han enfrentado a más acusaciones por abuso de competencia.

Tareas de la CNMC

La CNMC es un organismo público dependiente del Estado que se ocupa de velar por le cumplimiento de las normas en materia de competencia, así de promover que la misma se lleve a cabo con todas las garantías.

Es por eso que ejerce labores de recomendación para mejorar la competencia, así como de asesoramiento. También realiza funciones de monitoreo en procesos de fusiones, y de la tramitación de denuncias por acciones anticompetitivas. También puede investigar de oficio situaciones anticompetitivas, así como supervisar la conducta de las empresas.

También recoge guías informativas donde el consumidor puede encontrar la legislación vigente en materia de energía y encontrar cuáles son sus derechos en los procedimientos para presentar reclamaciones.

La CNMC también pone a disposición de las empresas un programa de clemencia que concede exenciones y reducciones en el pago de multas a aquellas empresas que, formando parte de un cártel, informen a la Autoridad de Competencia de la existencia del mismo.

Asimismo, los ciudadanos también pueden acceder al Sistema de Informantes de Competencia Anónimos, que garantiza la confidencialidad de todas las comunicaciones realizadas por los usuarios.

La CNMC no posee competencia para resolver conflictos entre los usuarios y las compañías, pero puede orientar al respecto.

Prácticas monopolísticas

Desde la puesta en funcionamiento de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia en 2013, se intensificó la lucha contra los monopolios y las prácticas monopolísticas en los mercados españoles. Aunque los artículos 102 del TFUE y el artículo 2 de la Ley de Defensa de la Competencia prohíben los monopolios, en España aún encontramos sectores en los que una empresa domina la totalidad de mercado, como es el caso de la electricidad, el gas o la energía.

La tabacalera tampoco ha quedado exenta de acusaciones, pues, según la CNMC el hecho de los estancos sean los únicos establecimientos en vender tabaco, sin contar con las licencias otorgadas a máquinas expendedores, quioscos o gasolineras, dota a la red de estancos de una ventaja monopolística.

A nivel global, las reservas de petróleo presentes en algunos países les dotan de una posición exclusiva en lo que respecta al control de la producción de hidrocarburos. El congreso estadounidense también dio un toque de atención a Google, Apple, Facebook y Amazon, conocidas como GAFA, por actuar en régimen de monopolio al aplastar la competencia en su sector.

Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia

La CNMC actúa en sectores tales como el energético, audiovisual, telecomunicaciones, transportes, unidad de mercado, competencia, postal y promoción de la competencia. Por ejemplo, en el caso del sector energético, es la CNMC quien publica la relación de las distribuidoras eléctricas y el que gestiona el sistema de garantías. Ejerce labores de recomendación para mejorar la competencia, así como de asesoramiento.

También realiza funciones de monitoreo en procesos de fusiones, y de la tramitación de denuncias por acciones anticompetitivas. También puede investigar de oficio situaciones anticompetitivas, así como supervisar la conducta de las empresas.  Si precisas de un representante ante la CNMC para ejecutar el registro y autorización de tu empresa, contáctanos sin compromiso. También podemos ayudarte con el proceso.

Existen muchas causas por por las que se puede restringir la competencia  o falsear la libre competencia.

En este artículo desgranamos las principales conductas prohibidas.

LOS MEJORES ABOGADOS MERCANTILES EN DESPIDOS A SU DISPOSICIÓN

Le ayudaremos en todo lo que necesite.

Monopolios

Un monopolio se da cuando una empresa ofrece un producto o un servicio, sin que existan otras alternativas, lo que repercute directamente en su precio y calidad. Aunque los artículos 102 del TFUE y el artículo 2 de la Ley de Defensa de la Competencia prohíben los monopolios, en España aún encontramos sectores en los que una empresa domina la totalidad de mercado, como es el caso de la electricidad, el gas o la energía.

Estas situaciones de monopolio natural son vigiladas muy de cerca por la CNMC, que busca que desaparezcan con el tiempo. AENA, Renfe y Telefónica son ejemplos clásicos de monopolios. Desde 2013, las prácticas monopolísticas están prohibidas en España, ya que dañan directamente la mercado. Llámanos si buscas asesoramiento legal al respecto.

Barreras de entrada

Es muy complicado conocer a priori las barreras de entrada de un negocio. Algunas de ellas son más visibles, como la existencia de marcas de alta reputación o productos de gran calidad, ambos conocidos por todos. Sin embargo, hay otras más difíciles de apreciar de antemano, como el acceso a materias primas, inversión en publicidad, o el conocimiento de la ubicación más idónea, especialmente si se carece de experiencia. En Labe te ayudamos a realizar estudios exhaustivos de mercado para que conozcas los escollos que vas a tener que afrontar. También te ofrecemos las mejores soluciones.

PONTE EN CONTACTO

Estamos a tu disposición

Somos una firma con más de 30 años de experiencia en servicios legales, para particulares, pymes y grandes empresas.

Contamos con un equipo de abogados, consultores y asesores de reconocida trayectoria profesional que estrá a su plena disposición.

Cuéntanos tu caso:

    ¿Qué opinan nuestros Clientes?

    En nuestra empresa la prioridad es contar con una gestion laboral adecuada y en LABE consiguieron cumplir con todas nuestras expectativas. Tenemos que destacar que han solventado todas nuestras dudas y problemas sobre los ERTEs que tuvimos que realizar durante la pandemia. Por su parte recibirmos un trato profesional, personal y completo que nos ayudó a realizar una gestión laboral y de nóminas acorde a las necesidades que teníamos.

    José RamosDirector de RRHH

    LABE es un lugar adecuado donde encontrar la solución a los conflictos que puedan surgir en una empresa. En nuestro caso, las controversias de la empresa se subsanaron gracias al trabajo de sus asesres laborales en materia de sanciones y régimen disciplinario.

    Carlos GarcíaDirector ejecutivo

    Gracias a LABE Abogados y su profesionalidad en el trabajo y en el trato a la hora de realizar una auditoría salarial sobre nuestra empresa, hemos conseguido descubrir si los horarios y demás condiciones de nuestros trabajadores se ajustaban a la legalidad vigente.

    Marina FernándezDirectira dpto. Desarrollo Humano